jueves, octubre 11, 2018

Perdigón 88: Bombas inteligentes




“MI NOMBRE ME HA MARCADO PERO LO HE LLEVADO CON ORGULLO Y DIGNIDAD” por Marcos Erro García

Se llama Libertad. Y claro, llamarse así en un país que estuvo 40 años cerrado a cal y canto no es cualquier cosa. Todavía, cuando la citan en el médico, sabe si la persona que la nombra es de su “cuerda” por el gesto de la cara cuando levanta la mirada del papel. “A mí me llamaron Libertad porque nací en el 33, en la República, y mi padre era republicano”.
Su padre era José Porcar, nacido en la Torre d’En Besora, un pequeño pueblo incrustado entre dos sierras del interior de Castellón. José era hermano de Benito y ambos eran miembros de una familia que se ganaba la vida con lo poco que tenía a su alcance. “Mi padre y mi tío se entregaron cuando acabó la guerra porque los franquistas dijeron que no iban a hacer nada a quién no tuviera las manos manchadas de sangre”. Su inocencia les salió cara. José sufrió cinco años de cárcel, entre los que tuvo que desembarazarse de una pena de muerte. Benito no tuvo tanta suerte. Tras pasar por varias prisiones, acabó como mano de obra esclava en la construcción del Valle de los Caídos. Su familia no volvió a verle. Las autoridades justificaron su asesinato con un “ataque al corazón”, pero Libertad sabe que “les dejaban preparar las fugas, para, cuando estaban huyendo, dispararles”.

José y Benito tenían otro hermano, Miguel, que no confió en las envenenadas buenas intenciones de los vencedores y se echó al monte. Nunca más se supo. Los rumores y las leyendas sobre lo que pudo ocurrirle llegan hasta el día de hoy. Rosita era hija de Miguel, una mujer frágil que tuvo que enfrentarse a la soberbia de la España nacional-católica. Libertad sintió el dolor y la necesidad de su prima Rosita y, con el olfato de las de abajo, le dijo que se fuera a vivir con ella a Vila-real. Quién no querría vivir con Libertad. Juntas resistieron a los afilados desprecios que volvían a abrir una herida que sigue sin cerrarse. “Nosotras éramos las del silencio. Siempre calladas. Siempre calladas”. Tuvieron que soportar que las retrataran como la anti-España, cuando la dignidad de mujeres como ellas era lo más valioso que quedaba en aquel país negro y ensangrentado.
Pasado el tiempo, Libertad fundó una familia que te abraza como ninguna y, acabada la dictadura, creó sin darse cuenta una república sin banderas en un maset junto a un río. Porque ella no ha leído los manuales de política. El libro es ella. Si sabes leerla, cada día te regala un capítulo. Me enseñó hace más de veinte años que la generosidad y la vida tienen las puertas abiertas. Como sabe lo que es el hambre, siempre quiere que comas más y te dibuja la felicidad en un plato de arroz. Si no has estado en su casa, no has probado la mejor paella del sistema solar.
Hacía casi veinte años que no la veía. Las veces que hemos hablado por teléfono en este tiempo siempre me preguntaba si me acordaba de aquellas

lunes, julio 09, 2018

Perdigón 87: ¿Nacionalidad?....¡¡¡HUMANOS!!!!








M, la letra bonita
por Fernando Ortega Barriuso

Y comencemos con una M, la de Van Morrison, que ya en 1974 cantaba el verso “Es demasiado tarde como para ahora detenerse”, o en román paladino, hemos perdido mucho tiempo como para entretenernos con tonterías. La M ha triunfado en la marcha de las mujeres del 8 de marzo, que ha sido un salto cualitativo en la lucha feminista, o simplemente en la lucha. Las mujeres han condicionado, desde entonces, de alguna manera la política general del país y ha sido un claro ejemplo -¡¡ilusionante!!- del poder de la ciudadanía. Mujeres que han tomado la iniciativa –entre otras muchas- en los Viernes Negros de TVE para hacer visible la política sesgada informativa de la televisión pública, como Arantxa Torres, que dimitió como editora de TVE en Valencia por no soportar tanta censura y


Marcos Mesa


Humor Perdigonero


Radio Valdivielso


Zoozobra Magazine


Onda Expansiva


Diario de Vurgos


Las Merindades en la Memoria


Memorias de Burgos





Prensa Alternativa







Subscribe to RSS headline updates from:
Powered by FeedBurner





Subscribe to RSS headline updates from:
Powered by FeedBurner






Subscribe to RSS headline updates from:
Powered by FeedBurner

Subscribe to RSS headline updates from:
Powered by FeedBurner

Subscribe to RSS headline updates from:
Powered by FeedBurner

Subscribe to RSS headline updates from:
Powered by FeedBurner